Hiv – Sida – Para Benedicto XVI sólo las enseñanzas de la Iglesia protegen del sida

Dijo que la abstinencia es el ??único medio seguro? para prevenir la enfermedad. Instó a los obispos de África a difundir valores familiares para evitar un mayor derrumbe moral.

El Papa Benedicto XVI aseguró hoy que sólo las enseñanzas de la Iglesia representan el “único medio seguro” para prevenir el sida.

??La Iglesia católica ha estado siempre al frente en la prevención y el tratamiento” del sida, aseguró el Papa al recibir en el Vaticano a un grupo de obispos provenientes de Sudáfrica.

Benedicto XVI reiteró que sólo con la castidad y la fidelidad dentro del matrimonio se evita la propagación del HIV.

“Las enseñanzas tradicionales de la Iglesia aportan la prueba de que es el único medio seguro para prevenir la difusión del sida”, dijo.

Con su mensaje, Benedicto XVI reiteró la posición adoptada por su predecesor Juan Pablo II, de recomendar la castidad para evitar la enfermedad y rechazar el uso del preservativo, como piden numerosas organizaciones internacionales.

El Papa lamentó el “derrumbe de la moral sexual” en todo el continente africano e invitó a los obispos de la Iglesia católica a trabajar por mantener los valores de la familia.

Con los purpurados sudafricanos, quienes cumplían la tradicional visita “ad limina” cada cinco años al Papa, Benedicto XVI rezó por “las viudas, los huérfanos, las jóvenes madres y por todos aquellos que han visto la propia vida destruida por la cruel epidemia”, aseguró.

“Es urgente que sigan en el esfuerzo de combatir el virus que no sólo mata, sino que amenaza seriamente la estabilidad económica y social del continente”, agregó.

En el África negra habita más del 60 por ciento de las 40 millones de personas que padecen del HIV. En marzo, un estudio de la ONU pronosticó que más de 80 millones de africanos morirían de sida para el 2025 y que el mal sería contagiado a unos 90 millones de personas si no se realizan más esfuerzos para ampliar los programas de prevención y ofrecer un mayor acceso a la medicina que pueda controlar el virus.

Sudáfrica tiene el mayor número de personas contagiadas con el virus en el mundo, y se calcula que de 600 a 1.000 personas mueren de sida cada día. Allí uno de cada cinco adultos padece la enfermedad.

Esto equivale a 5,3 millones de personas contaminadas de acuerdo con las estimaciones de ONUSIDA, la agencia de Naciones Unidas sobre el tema y a 5,6 millones según el último estudio del ministerio sudafricano de Salud Pública publicado en septiembre.

Más de un millón de niños quedaron huérfanos a causa del sida, que según el Consejo Sudafricano sobre Investigación Médica es la primera causa de mortalidad en el país.

En varios países, la enfermedad redujo la esperanza de vida a menos de 40 años, según el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD). Benedicto se reunió con los obispos de Sudáfrica, Botswana, Suazilandia, Namibia y Lesotho y dijo que le ?causa enorme preocupación que la estructura misma de la vida africana, su fuente básica de esperanza y estabilidad, se vea amenazada por el divorcio, el aborto, la prostitución, el tráfico humano y la mentalidad del anticonceptivo, todo lo cual contribuye a la ruptura de la moralidad sexual”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.